XCHEL_NOTA
+ FITNESS

Pérdida de grasa, sin sacrificar músculo

FOTO:INTERNET


14543485_10209255269012352_1470420873_nLic. Xchel Medrano Galván
Director de Nutrition & Performance Body
Lic. En Nutrición, Especialista en Nutrición Deportiva,
Entrenador Profesional, Especialista en Estética Corporal, Especialista en Farmacología del Deporte,
Asesorías Prof. en el diseño de programas de entrenamiento, alimentación y suplementación deportiva.
Citas: 04455-27-30-15-89 email:
xchel_008@hotmail.com

Facebook: Xchel Medrano Galván.

 

¡Que tal amigos! Antes de dar inicio con el tema del cual les platicare el día de hoy, quisiera dar las gracias a mis amigos de este nuevo proyecto, por hacerme la invitación, de poder participar como portavoz de cierta información, esto me da un gusto enorme, el poder retomar esta parte de mi labor, al poderles transmitir un poco acerca de lo que tanto nos apasiona; que es la puesta en forma a través de la nutrición.

 Que mejor  hacerlo por medio de este gran proyecto que representa Epic People TV, con quienes ya he tenido la oportunidad de trabajar con anterioridad en algunas otras plataformas y que nos hemos hecho grandes amigos, dicho lo anterior, aquí vamos.

A lo largo de todos los tiempos los seres humanos nos hemos alimentado por puro instinto, y parecía que esa era la manera correcta de hacerlo, consumir lo que quieres y hasta donde puedes, mientras puedes, lo fue mientras nuestro estilo de vida incluía la movilidad y el acceso muy limitado de alimentos.

Con el paso de los años, décadas, siglos, nuestro estilo de vida se ha vuelto cada vez más sedentario, posteriormente comenzaron a surgir empresas que procesaban alimentos, que les añadían ciertos químicos, nutrientes, potenciadores de sabor, etc. que cada vez hacia más peligrosos y letales los alimentos; posteriormente comenzaron a aumentar el tamaño de las porciones, y un sinfín de factores que se conjuntaron para poder llegar a donde nos encontramos hoy en día.

14509242_10209255268972351_1541970876_nA todo esto le añadimos que seguimos con nuestro chip programado desde la época de las cavernas de comer hasta donde se pueda, pues más tardé en explicarlo que llegar hasta aquí, una transición epidemiológica, donde pasamos de padecer y morir por enfermedades que en la actualidad  vemos inofensivas, como lo es una gripa, diarrea,  etc., a enfermedades llamadas crónico degenerativas, tales como la obesidad, hipertensión, diabetes, cirrosis, insuficiencia renal, etc.

Todas y cada una de ellas no tienen una sola causa en específico al ser multifactoriales, y al ser tratadas, no solo necesitan de un profesional de la salud, sea Medico, Nutriólogo, Psicólogo, sino más bien necesitan que todo este personal de la salud, trabajen en conjunto para poder tratar y mejorar la calidad de vida de quien las llegara a padecer.

Como bien les mencione esa transición epidemiológica no paso desapercibida por la nutrición; los nutriólogos dejaron de preocuparse un poco por la desnutrición y comenzaron a preocuparse cada vez más y hasta el día de hoy, por un tipo de malnutrición llamada obesidad que está definida por el exceso o acumulación excesiva de grasa en el cuerpo. Curiosamente, por lo general, padecimiento compartido por todas las enfermedades crónicas antes mencionadas.

Al surgir este nuevo elemento comenzaron las investigaciones de todo tipo, desde el ámbito social hasta el ámbito nutricional. Aquí es donde comenzaron a surgir un sinfín de tácticas y estrategias para poder revertir este padecimiento nuevo que asechaba y atacaba ferozmente a la sociedad, sin distinción del estrato económico, raza, sexo o edad.

Dichas estrategias básicamente y entre muchas otras cosas mencionaron como ley bajar el consumo total de grasas, ya que al contener un aporte mayor de Kcal/g (9 Kcal/g), se suponía era la causante de este mal que nos afectaba tanto. Se pusieron en práctica y el resultado ya lo conocemos, ahora, hay más gente que tiene un excesivo cumulo de grasa, que en magnitud cada vez es mayor, aun con eso estas posturas en muchos lugares y por mucha gente son defendidas aunque muchos sabemos que hay que cambiar el plan.

Aun en la actualidad tenemos cuestiones totalmente inútiles como lo es una pirámide nutricional, en el caso de México, un plato del bien comer, donde nos mencionan lo mismo, bajo consumo de grasas y proteínas, alto consumo de carbohidratos totales.

Con el paso del tiempo tal parece que los que han estado un paso adelante en torno a la perdida de grasa, por medio de la nutrición, siempre fueron los culturistas. Ellos practicaban algo parecido, pero con sus diferencias, ellos bajaban el consumo de grasa, sí, pero hacían algo más, algo que hasta el día de hoy muchos culturistas principiantes  con conocimientos básicos acerca de nutrición lo saben, que es bajar el consumo de carbohidratos totales. Hasta aquel entonces todo era empirismo puramente, pero funcionaba en cierta forma, lograban bajar su porcentaje de grasa, pero también experimentaban ciertas cosas que indicaba que aún faltaba algo que hacer o dejar de hacer, y era la perdida de mucha masa muscular. Ahí comienza nuestra odisea continua.

Durante todos los tiempos, esta gran batalla, que han tenido todos los culturistas durante el paso de los años sin excepción alguna,  siempre ha sido la misma: reducir el porcentaje de grasa sin destruir el tejido muscular que tan difícilmente ganamos. Tanto es así, que cualquiera de mis pacientes la primer aclaración que me hacen es “perder grasa pero manteniendo el volumen que traigan”, eso con sus palabras.

Hasta este punto sabemos, que no importa el tamaño de los músculos, si estos están recubiertos por una capa gruesa de grasa, tu apariencia no será fuerte sino todo lo contrario. La simple reducción de grasa subcutánea, sacara a la luz el relieve y la separación muscular e inmediatamente te verás más duro y magro creo que conscientemente o inconscientemente eso es lo que todos queremos y que tanto anhelamos.

Después de esta larga introducción, sabemos que aún hay muchas dudas acerca de la perdida de grasa, sin sacrificar la masa muscular. Es por eso que te traemos unos consejos para que no te compliques la vida en este camino.

Nutrición

Como ya mencionamos anteriormente, hemos puesto en práctica muchas tácticas para poder eliminar la grasa, tanto personas sedentarias como culturistas, y la que mayormente ha funcionado es la de los culturistas (aunque obviamente esta potenciada por la práctica de ejercicio anaeróbico y aérobico). Aunque se han cometido o se cometen muchos errores aun, sobre todo la gente que apenas comienza a tener sus primeros pasos en este deporte llamado fisicoculturismo. Esos errores se ven materializados con una pérdida de grasa, pero, acompañado también de una pérdida de masa muscular significativa.

Explicar esto se puede tornar complicado, porque es muy dependiente de persona a persona, y lo único que van a compartir en común, es que las modificaciones que se hagan, se harán conforme se vea el individuo. Pero en general existen algunas cuestiones dietéticas que nos ayudaran a no cometer tantos errores. Aquí los vamos a puntualizar:

  • La primera gran diferencia que se nota de un lado al otro (personal de la salud vs culturistas) es el consumo de proteína, por un lado el sector salud, siempre se ha encargado de poner a las proteínas como una bomba de tiempo que explotara en los riñones; hasta el día de hoy nada demostrado. Y por otro lado, los temerarios culturistas toda la vida han mantenido su consumo alto a extraordinariamente alto de proteína, y hasta el día de hoy tal parece que no se han equivocado. Para aumentar la perdida de grasa y hasta cierto punto mantener el músculo, bien hecho por culturistas, mal hecho por el sector salud.

 

  • El elemento c14501841_10209255269052353_943219373_non el que debemos de tener un poco más de atención de cómo se va a ir moviendo, son los carbohidratos; este lo tendremos que modificar conforme cambie nuestra apariencia; subir, bajar, mantener, eso lo determinara tu apariencia física, elemento que la gente del sector salud mantienen alto, y que el resultado se conoce; gente más obesa cada vez, y por su parte los culturistas lo mantenían muy bajo, que en términos de perdida de grasa se tornaba correcto. Pero al mantenerlo tan bajo en conjunto con una ingesta inadecuada del próximo nutriente que hablaremos, los llevaba a una pérdida considerable de masa muscular.
  • Por último, el nutriente que hasta el día de hoy muchos lo notan como el villano del cuento; los lípidos. Con este nutriente, tal parece, que las dos formas de combatir ese exceso de grasa en el cuerpo se han puesto de acuerdo, y los dos lo han mantenido en los suelos. Esas teorías tienen una explicación lógica y que se podría pensar es una forma correcta de aplicarlo.

La explicación que se le ha dado, es que al ser el nutriente que aporta más cantidad energía por gramo (9kcal/g), puede llegar a superar con más facilidad el consumo energético total, lo que nos llevara a una acumulación de grasa en el cuerpo.

Todo esto como les mencione, es muy lógico, pero para nuestra mala suerte, nuestro cuerpo no entiende de lógica, y a veces reacciona de manera ilógica, claro, esto para una persona que no conoce los procesos fisiológicos del organismo con más profundidad.

De esta manera de pensar por parte de los dos posturas nos ha llevado a por un lado que no exista perdida de grasa, esto por parte del sector salud (obviamente en conjunto con la ingesta ingesta inadecuada de los dos nutrientes que hablamos anteriormente) y por el otro lado que exista una pérdida de masa muscular por parte de los culturistas de la vieja escuela (también en conjunto con la ingesta muy baja del nutriente que tratamos anteriormente).

La solución es sencilla, mantener un consumo de grasas moderadas y en algunos casos altos, todo esto dependiendo que tan baja sea el consumo de carbohidratos.

Las grasas al igual que los carbohidratos se dividen en grupos, aunque en este caso no son dos grandes grupos, sino tres grandes grupos que son; Grasas Saturadas, Grasas Monoinsaturadas y Grasas Poliinsaturadas, de estas las que vamos a preferir mayormente son las Monoinsaturadas y Poliinsaturadas.

Ejercicio Cardiovascular

Constantemente a lo largo de todos los artículos que he escrito para diversas plataformas me he encargado de hacerles saber tantos beneficios que el ejercicio cardiovascular nos ofrece, es por eso que lo debes hacer tu mejor aliado durante todo el tiempo, etapa en la que estés.

Los beneficios del ejercicio cardiovascular muchos ya los conocemos,  en el sentido del artículo de hoy, nos ayudara a elevar nuestra tasa metabólica basal (TMB). Por lo que nos ayudara a consumir gran cantidad de kcal, y que ese número pudiera elevarse aumentando la intensidad y la duración del mismo.

Esta parte es una de las cosas que solo los culturistas hemos hecho para poder eliminar grasa del cuerpo, y que yo considero forzosamente, se tendría que incorporar como si fuera una ley para poder atacar con mayor firmeza el exceso de grasa, como culturistas o como tratamiento de una persona que asiste a un centro de salud.

Ejercicio con pesas

Esta variable, para mi tiene una importancia gigantesca en este proceso, en más de una ocasión nos hemos topado con listas formuladas en orden de importancia, donde nos mencionan, variables como lo es la nutrición poniéndola hasta arriba hasta con un 80% de importancia y al final si bien le va al entrenamiento con pesas un 10% de importancia. Siempre he estado en total desacuerdo con esas listas absurdas, que no sirven de nada, más que para confundir a la gente.14518409_10209255269092354_2001102536_n

Tenemos dos grandes elementos por un lado la masa muscular y por el otro está la grasa, una de las tantas diferencias de una a otra es que la grasa estorba, no sirve de mucho que digamos en la actualidad, no pide energía, es inerte y obviamente da una mala apariencia. Por el otro lado es totalmente lo contrario, la masa muscular, es un órgano metabólicamente activo, lo que quiere decir que nos pedirá energía, mientras más grande, más energía pedirá. Por lo que la grasa es una forma de guardar energía y al estar el musculo hambriento de energía, también consumirá parte de lo que esta acumulado en forma de grasa, que obviamente se traducirá en perdida de grasa.

Claro está que existen muchos más elementos de los que siempre nos podremos favorecer, para eliminar ese exceso de grasa en el cuerpo. Solo mencionamos los que a mi criterio son los decisivos y que tienen mayor importancia.

Hasta aquí terminamos con el tema de esta ocasión, esperando poder ser de ayuda y haber aclarado alguna, de sus tantas dudas, que pudieran llegar a tener, no nos despedimos sin antes mencionarles, que estaremos escribiendo algunas líneas acerca de tantos temas de los que les gustaría conocer un poco más.

Nos leemos muy pronto por este medio, y no me queda decir más que, hasta la próxima.

 

Medranos Power

Duro y Magro Todo el Año

Pérdida de grasa, sin sacrificar músculo
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top